Camiones usados: cómo y dónde comprarlos al mejor precio

Aunque el mercado de coches de segunda mano tiene un montón de opciones que se pueden utilizar también para encontrar camiones usados, la variedad en estas páginas generalistas es menor.

camiones usados comprar

El mercado de los coches usados está en auge. De hecho, con la crisis, el parque de vehículos de España envejeció de forma considerable y las transferencias de vehículos entre particulares sufrieron un importante crecimiento frente a las ventas de coches nuevos. Aún pese a los diversos planes PIVE convocados por el gobierno, parece que la mayoría de los españoles están convencidos de que la mejor opción es la segunda mano. Y cuando nos referimos a comprar camiones, las cosas tampoco se van por un camino diferente.

Sin embargo, cuando se nos plantea la necesidad de comprar camiones usados las opciones de las que disponemos, al menos a primera vista, son muchas menos que las que hay en el parque de vehículos turismos. Por un lado, los medios que usan los particulares son más, y por otro, la demanda de turismos es obviamente superior a la de otro tipo de vehículos como podrían ser los camiones. Entonces ¿cómo puedes conseguir uno a buen precio y dónde deberías mirar para buscarlo? A continuación intentamos responder a la cuestión.

Comprar camiones usados: Razones para elegirlos

camiones usados

Los camiones de segunda mano son la mejor alternativa para aquellos que pretenden tener un vehículo para ejercer una actividad, bien porque el que ya tienen no da más de sí, bien porque necesitan ampliar los servicios que ofrecen. No importa la actividad que estés llevando a cabo y para la que necesitas un camión, pero sí importa que la inversión en uno de estos vehículos nuevo conlleva un capital que no siempre se tiene. Y de tenerlo, quizás no convenga en tiempos de crisis asumir el riesgo de hacer tal inversión. Por eso, en esta coyuntura económica actual vemos como el mercado de lo usado adquiere un protagonismo claro.

Elegir un camión de segunda mano no implica siempre renunciar a la calidad y a que el vehículo dure años. De hecho, en el único caso en el que debería plantearse la empresa comprar uno nuevo es en aquellos en los que la imagen que se da de cara al público deba ser muy cuidada. Sino, la posibilidad de volver a pintar el camión y hacerle algunos retoques, puede ser más que válida para mantener aún pese a ser de segunda mano una buena visibilidad de la marca mientras se circula por carretera.

Por otro lado, a muchos compradores les preocupa seriamente el estado del camión de segunda mano a la hora de comprarlo. Hay que recordar que se tratará de un vehículo utilizado generalmente para una actividad económica, y que por lo tanto, si falla, nos hará perder dinero. Sin embargo, en este caso, el problema tiene fácil solución. Al igual que ocurre con los coches de segunda mano, lo que debemos hacer es precisamente llevar un mecánico o proponerle al vendedor llevarlo a un taller de confianza para verificar que todo esté en perfecto estado. De todos modos, conviene recordar que si los camiones usados se compran a una empresa que los vende como su principal actividad, la garantía ofrecida debe ser de un año. Si pertenecen a un particular, entonces tan solo tenemos 6 meses por lo que se consideran vicios ocultos.

Camiones usados en internet

Al igual que en el caso de la compra-venta de coches de segunda mano, en internet han aflorado un montón de sitios en los que se pueden comprar camiones usados. De hecho, los camiones de segunda mano se encuentran, en ocasiones, en las páginas generalistas de las que te hemos hablado cuando hacíamos referencia al mundo de los vehículos usados. Eso sí, no esperes encontrarte una gran cantidad de modelos, ya que en realidad forman tan solo una oferta residual.

Para lograr encontrar una mayor oferta de camiones de segunda mano es preferible acudir a páginas especializadas. Algunas de las más grandes redes de compra-venta de coches tienen secciones especiales en las que se pueden incluir todos aquellos vehículos que no se pueden incluir dentro de la gama más amplia de turismos. Pero no todas ofrecen esta posibilidad. Por ejemplo, en los tablones de anuncios de particulares en los que se cuelan ofertas de todo tipo, es muy complejo catalogar los que hacen referencia a estos productos. Eso sí, si se consiguen, normalmente, al no ser una web especializada, tienen un mejor precio. Quizás solo por esto, sí que conviene echar un vistazo a la oferta actual.

Por otro lado, existen páginas especializadas en la venta de camiones, aunque la mayoría las ofrecen empresas que tienen flotas de las que quieren deshacerse. Una especie de concesionario de camiones de segunda mano que ofrece a quiénes buscan una alternativa más económica a los nuevos una gran variedad de opciones y marcas que se ajusten a las necesidades que requieren.

Camiones usados en subastas

camiones

Otra de las fórmulas más interesantes para conseguir camiones de segunda mano a muy buen precio es a través de las subastas. Dado que como decíamos al principio estos vehículos -ya sean de dimensiones más reducidas o los que llevan incluso un trailer- los utilizan fundamentalmente empresas. Es por ello que cuando una empresa va a la quiebra o se produce un cierre, puede requerir deshacerse de sus activos para recuperar parte del capital social del que disponía. En esos casos, puede producirse una liquidación de camiones, o en caso de que haya habido embargos, subastas que hacen que el valor del coche baje considerablemente y sea ofrecido al mejor postor.

Es cierto que hacerse con camiones de segunda mano en las subastas tiene ciertos riesgos, ya que muchas de ellas no permiten inspeccionar el vehículo y se paga en ocasiones casi a ciegas por un producto del que se conocen pocos detalles. Pero también es verdad que los precios son tan bajos que en muchas actividades compensa intentar lograr esa ganga, aún sabiendo que habrá que invertir un capital para restaurarlo y convertirlo en parte de la empresa que lo compra.

Camiones usados en concesionarios

Comprar camiones usados en concesionarios es quizás la opción más común y la más utilizada. Eso sí, como en el caso de los coches, si bien acudir a una empresa especializada en la compra-venta de camiones de segunda mano tiene sus ventajas como por ejemplo la garantía y la cantidad de modelos que nos pueden ofrecer; las desventajas también se notan en el precio. De hecho, los camiones que se compran por esta vía resultan casi siempre ser más caros.

¿Has comprado alguna vez camiones de segunda mano? ¿Qué método has utilizado en tu compra y qué tal ha resultado ser?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...