3 ideas para viajar en Semana Santa más barato

Si quieres ahorrar en viajes Semana Santa, puedes ahorrar en tres cosas, siendo el transporte, la comida y el alojamiento. Puedes ahorrar en transporte viajando cerca de casa, en comida comiendo de bocadillo y en alojamiento visitando a un amigo, entre otros consejos

Viajar en semana santa barato

La Semana Santa ya está aquí y con ella, llegan las ganas de viajar. Al ser tantos días festivos, muchas familias aprovechan para irse unos días fuera y desconectar de la rutina, aunque no siempre es posible.

Como es habitual, la falta de dinero puede acabar con tus sueños de viajar en semana santa. Eso sí, no todos los viajes tienen por qué ser caros, pues hay formas de ahorrar dinero cuando viajes estas fiestas. ¿Quieres conocerlas? Pues te traemos 3 ideas para viajar durante esta Pascua a un precio muy inferior al que estás acostumbrado.

Las mejores ideas para viajar en Semana Santa

Por lo general, cuando se hace un viaje de este tipo, el mayor gasto suele ser en tres apartados, los cuales son el transporte, la comida y el alojamiento. Desplazarnos hasta el lugar al que queremos ir nos puede hacer gastar bastante dinero en gasolina, en billetes de tren o incluso en billetes de avión.

Por otro lado, los restaurantes y los puestos de comida de la zona pueden acabar con nuestro presupuesto en ese ámbito. Finalmente, los hoteles y alojamientos disparan su precio en Semana Santa, ya que es una fecha muy turística.

Para poder ahorrar, tienes que encargarte de reducir el gasto en estos tres apartados. Por ello, vamos a explicar cómo gastar menos en estos apartados de forma individual.

Ahorra en transporte

En estos tiempos que corren, el transporte es más caro que nunca. El precio de la gasolina por la crisis energética y el precio de los billetes de avión hace que se vaya muchísimo dinero en este apartado. Por suerte, hay formas de ahorrar en transporte.

Lo primero es buscar lugares que no estén tan lejos de tu casa. La Semana Santa es una festividad que se hace en toda España y siempre hay muchas cosas que ver. Por ejemplo, si vives en Palencia puedes ver la Semana Santa de León o de Soria en vez de irte a Sevilla.

Por otro lado, tienes que buscar ahorrar dinero en el viaje. Eso se puede hacer utilizando plataformas como BlaBlaCar para compartir coche, pudiendo ahorrarte mucho dinero en gasolina. Si vas a viajar en tren o en avión, consigue los billetes con la suficiente antelación o bien compra chollos de última hora.

Ahorra en comida

En estas festividades, se nos va muchísimo dinero en comida. Debido a que es una etapa turística, los restaurantes se pueden disparar, incluso los que son de menús, haciendo que se vayan cientos de euros en las vacaciones.

Por este motivo, si ahorras en comida conseguirás reducir en gran medida el presupuesto del viaje. La mejor forma de ahorrar es llevarse comida preparada o comer de bocadillo, una forma mucho más económica que la de comer en restaurantes.

Ahorra en alojamiento

Aunque lo habitual sea ir a hoteles, no es la mejor idea si se quiere ahorrar dinero para Semana Santa. El alojamiento en estos lugares puede disparar el presupuesto, especialmente si se opta por lugares de lujo y muchas estrellas.

Para ahorrar en este ámbito, es mejor buscar lugares mas económicos como hostales, pensiones e incluso pisos de alquiler vacacional. Plataformas como Airbnb te pueden servir para ahorrarte mucho dinero en alojamiento. Es más, si buscas alguno con cocina, puedes prepararte tú la comida y evitar los restaurantes, matando dos pájaros de un tiro.

Si quieres ahorrar aún más, puedes aprovechar la Semana Santa para ir a ver a amigos y familiares y quedarte en su casa a coste cero. Siempre puedes devolverles el favor permitiendo que vengan a la tuya en otras vacaciones.

Otros consejos para ahorrar en Semana Santa

Si quieres seguir ahorrando en este viaje, no te olvides de llevar un presupuesto fijo y anotar todos los gastos diarios. Eso te permitirá gastar sin salirte de los planes y evitar que se te dispare de una forma u otra.

Por ejemplo, si tienes fijados 500 euros para el viaje, viajas 5 días y sabes que se te van a ir 200 entre transporte y alojamiento, te quedarán 300 euros para el gasto. Si dividimos el dinero que queda entre los días, nos da que solamente podemos gastar 60 euros diarios para la comida y el ocio y no podemos pasarnos de ahí. Si te sobra dinero, lo puedes gastar en algún capricho o ahorrarlo para las próximas vacaciones.

Además, puedes hacer vacaciones compartidas con tu familia y con tus amigos, algo que te permitirá compartir coche y coger un alojamiento compartido mucho más barato.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...