Sueldos en España: una evolución a la baja

Los salarios de los españoles siguen en caída libre, tras su primer frenazo en 2010, cuando ya estábamos sumidos en la burbuja y la recesión que vivía el paía

salario

Hoy volvemos a hablarte de nuevo del mundo de los salarios en España, que viendo tal y como se avecinan las noticias de que podrían caer aún más, empiezan a preocupar, junto con el problema agravado del desempleo a casi todos los españoles. Precisamente para entender porqué los salarios están cayendo en España, hay que tener en cuenta que en realidad entran en juego varios factores, pero que la verdad se remontan a cuando comenzó todo, y para entender la situación actual hay precisamente que pasar por ellos para no perderse en el razonamiento.

2010: El año en el que todo cambió

Precisamente hay que echar la vista atrás tres años para entender lo que pasó en España. Aquel año Europa impuso sus normas, y el gobierno las aceptó. No se tomaron medidas para incentivar la creación de empleo privada de forma directa, y mientras tanto el paro crecía. Las empresas que veían como las ventas empezaban a caer y los beneficios menguaban, no tuvieron más que recurrir al despido como opción para seguir adelante.

¿Qué pasaría si se hubiesen bajado los salarios en aquel entonces?

Los expertos aseguran que con una reducción salarial entorno a un 10% en aquel entonces, se hubieran salvado entorno a un millón de empleos. Sin embargo, a día de hoy, ya no todos están de acuerdo en el hecho de que bajar los salarios vaya a ser la solución, sino que muchos creen que será más bien un problema más. Si actualmente casi todos los empleos sufren recortes de salarios, mientras que el esfuerzo fiscal de los ciudadanos aumenta, el consumo se resiente, y por lo tanto, las empresas siguen cerrando, aferrándose a EREs o echando gente a la calle. Es un círculo del que nunca se sale.

Pero, si bajar salarios no es la solución ¿cuál es?

Desde luego las propuestas de bajar a partir de ahora de media un 10% menos los salarios es contraproducente. La mayoría de los españoles no pueden sobrevivir con el sueldo actual, y los préstamos para pagar impuestos son una norma con el esfuerzo fiscal más alto de toda Europa. Lo que hay que hacer es fomentar las contrataciones, eliminando incluso todos los impuestos relacionados con el nuevo empleo, algo que no se ha hecho. Y es que al fin y al cabo, de forma práctica, un parado cuesta más que un trabajador. ¿A qué se estará esperando?

Imagen: misko13

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...