Las nuevas cotizaciones a la Seguridad Social harán perder hasta 600€ anuales al trabajador

La medida que se aprobó por decreto y ahora genera descontento en sindicatos y patronal se convierte en noticia porque supone además una pérdida de poder adquisitivo para las economías domésticas

cotizaciones sociales

Estos días en nuestro blog te hemos estado hablando de las nuevas medidas que aprobó la Seguridad Social y que tienen claramente un afán recaudador. Pese a que las hemos analizado en detalle en el post que te he enlazado, hoy vuelven a estar en portada en los principales diarios por el hecho que resultan polémicas tanto para la patronal como para los sindicatos, que parecen haberse unido frente al gobierno, que las ha impuesto sin contar con ninguno de ellos y a sabiendas de que afectará tanto a trabajadores como a empresarios.

En realidad, en el discurso que se dio en rueda de prensa para defender la medida se hablaba de que nadie iba a despedir por unos pocos euros, y que a los trabajadores apenas les afectaría la medida. Además, se declaró que incluso les beneficia, ya que supuestamente «algunos españoles» reciben de la Seguridad Social mucho más de lo que pagaron. Evidentemente, se obvian lo que no lo han hecho, los que con el salario mínimo apenas llegan a final del mes y todos los que están ahora mismo sufriendo minoraciones, que se verán incrementadas en su nómina mensual gracias a este decreto con el que nadie parece estar de acuerdo.

Por el momento, sabíamos un estimado del porcentaje que trabajadores y empresa tendrían que pagar en el caso de dar o recibir algún tipo de pagos en especie. Los datos que se están considerando en la actualidad hablan de un total de 900 millones de euros que entrarán en las arcas de la Seguridad social a coste de ambos colectivos. Pese a que el gobierno los da por unos pocos euros, los sindicatos estiman que el mínimo que pagarán las empresas que tengan parte de la remuneración en especie será de 300 euros extras anuales. El máximo se eleva hasta los 2500 euros al año por trabajador.

En cuanto a los trabajadores que cobran parte de su remuneración en especie, con la nueva norma dejarán de percibir de media unos 600 euros al año, en el caso de los que más servicios empresariales exclusivos para plantilla recibían. Se toma como trabajador tipo al que recibía el bono de comidas y el servicio de guarderías para sus hijos. Vamos, que al final no solo ellos cobrarán menos, sino que las empresas pagarán más al Estado. Y todo ello supondrá reducir plantilla o reducir estos servicios que eran muy bien valorados por los empleados. Vamos a peor. No cabe duda.

Vía: 20 Minutos

Imagen: Gobierno Municipal de Piñas

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...