La letra pequeña de los chollos y rebajas de Just Fab

Una tienda de zapatos y complementos de moda con agresivas campañas en redes sociales e internet contempla rebajas por suscripciones de pago que no están bien señalizadas.

Just Fab

Cada vez las tiendas online tienen una mayor repercusión a la hora de encontrar chollos y ofertas en moda y complementos. De hecho, la posibilidad de vender a un gran mercado abre las puertas a la bajada de precios, así como el hecho de poder dar productos que en un determinado país, por la razón que sean, son difíciles de encontrar o no se distribuyen. Sin embargo, hay ciertas prácticas en algunas de estas tiendas que no parecen ser tan transparentes como deberían y en este caso os quiero contar el ejemplo de Just Fab, una web dedicada a la venta de zapatos y complementos de mujer que seguramente os suene porque hacen agresivas campañas en internet, así como en las redes sociales.

Just Fab no es una web cualquiera. Pretende ser un lugar en el que los productos que te ofrecen están personalizados para tus propios gustos. Casi como un escaparate con muchas posibilidades de que lo que haya en él se ajuste a tu estilo de moda. Para ello, cuando accedes por primera vez te hacen un cuestionario en el que debes elegir entre varios looks y modelos de zapatos cuál es el que se ajusta más a ti. También hay una serie de preguntas relacionadas con el mismo tema. Al finalizar, creas una cuenta y esperas a que te muestren el catálogo que el sistema ha considerado ideal en tu caso.

Hasta aquí todo estaría bastante bien asumiendo el riesgo de que no siempre se pueden consultar todos los productos del catálogo, o al menos no sin dar unas cuantas vueltas por la web. Aún así, se supone que si el sistema ha procesado bien tus respuestas, tendrías un catálogo en el que encontrar muchos productos que te agraden. El problema, a mi juicio, viene después, cuando quieres aprovecharte de todas las promociones que tienen activas, como por ejemplo del 2×1 en zapatos, y con todos ellos a 39,90 euros que anuncian en los social media.

En ese momento, tú, como en cualquier otra tienda online añades al carrito los productos que te gustan. Suponiendo que están en stock y que ya tienes la compra por finalizar, una vez acceder a la web en la que vas a realizar el pago ves como la promoción 2×1 se activa de forma automática y que el coste de dos pares de zapatos, o botas o botines, te saldrá a cuenta, ya que es un verdadero dos por uno. Pero si te fijas bien, y lees esa letra pequeña, verás que hacen referencia a una suscripción para poder beneficiarte de dicha ventaja.

La letra pequeña de la suscripción, que en la página de compra se muestra realmente en diminuto es la que hemos capturado en nuestra imagen de apertura de este artículo. Muchos seguramente procesarían la compra con el descuento sin darse cuenta de que con ello activarían una suscripción de pago. No se trata del envío de datos a tu correo sin más, o de la posibilidad de obtener cupones de descuento en tu domicilio. Se trata de un servicio de socio VIP que tiene un coste de 39,90 euros al mes. Es decir, que te cobrarían ese par de zapatos que te ha salido gratis.

Es cierto que dan opciones para que no te lo cobren. Y que en ese caso venden la suscripción VIP como si se tratase de una forma fácil de tener pares de zapatos nuevos todos los meses. Ese saldo que te descuentan se transforma en una especie de puntos con los que comprar zapatos por el rpecio único de 39,90 que caracteriza a la página. Pero ¿qué pasa si no lees la letra pequeña? ¿Qué pasa si no quieres unos zapatos nuevos cada mes? ¿O simplemente, qué pasa cuándo no puedes permitírtelos? Si eres de los que consulta el mail a diario puede que lo tengas un poco más fácil. Una vez te llegue el correo mensual por ser socio VIP, tienes hasta el día 6 de dicho mes para indicarles que no vas a comprar nada. De ese modo, no te cobrarían nada y no tendrías que preocuparte. Pero si se te olvida, o por cualquier otra razón no accedes, verás como te lo descuentan de tu tarjeta y acumulas saldo promocional para gastar durante los seis meses siguientes, cuando caducaría.

Aunque no creo que sea una promoción pésima, sí que creo que debe estar mejor señalizada, porque muchas personas al leer suscripción no pensarán que se trata de un servicio de pago. Si se leen todos los apartados de la web, está claro que sabrán como yo que escribo ahora este artículo, de qué va todo el proyecto. Pero ¿cuánta gente que quiere comprar zapatos baratos se echa más de media hora conociendo a fondo las promociones? Por esta razón creo que tiene trampa, y hay que tener cuidado con eso.

Página Oficial: Just Fab

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...