Bajar aún más los sueldos es la solución que propone el Banco de España

Con la economía por los suelos, el Banco de España aún propone bajar los salarios para conseguir mayor competitividad en productos y servicios. ¿Hasta dónde llegaremos?

salarios

La verdad es que yo no sé si yo echo mal las cuentas, o los que deberían de saber echarlas se les ha olvidado. La mayoría de las medidas económicas que se están poniendo actualmente sobre la mesa tienen consecuencias imprevisibles para el propio país en su presente y en su futuro, pero parece que nadie las tiene en consideración actualmente y que las toman sin más esperando a que una luz les lleve por fin al camino correcto. Y es que si no salgo de mi asombro con algunas de las noticias que te contado en días anteriores, la medida anunciada hoy por el Banco de España es ya de las mejores, y entiéndase mejores en el sentido irónico. ¿La propuesta? No es nueva. Es la de bajar más los salarios aprovechando la reforma laboral para conseguir ser más competitivos.

La idea aunque no parece compleja, podría complicar las cosas en el futuro más inmediato de España, y aunque en los siguientes párrafos te explico el porqué,  probablemente para muchos el asunto les huela ya a antiguo, porque es básicamente lo que se ha hecho durante 2012 y desde que entró en vigor la reforma laboral, y precisamente gracias a esta medida cerramos año con unos salarios un 4% por debajo de lo que se ganaba en 2011.

¿Y por qué sigo yo que es pésimo para España pensar en bajar los salarios como propone el Banco de España? Pues por dos razones. La primera resulta la más obvia, y no hace falta sr un cerebrito para saber que por mucho que una empresa pueda reducir el precio de un servicio o de un producto en el mercado reduciendo los costes de la plantilla laboral, ésta y su entornos son también los clientes que consumen los productos, con lo que si a éstos se les reduce en igual o en mayor medida, la consecuencia es que no podrán comprar. Y si nadie compra, por mucha reducción de sueldos que haya, la empresa está condenada al cierre.

La segunda hay que pensarla un poco más, pero también sale. A día de hoy somos poco más de 16 millones de cotizantes a la Seguridad Social. Con lo que pagamos no se pagan las pensiones y prestaciones actuales, que cobran unos 12 millones de españoles. O sea, que en este mismo instante las cuentas ya no salen. Pero si bajamos los salarios, las cuentas saldrán menos, porque cuanto menos se cobra, menos se le paga a la Seguridad Social, y eso supone que si sigue subiendo el paro, o aunque el desempleo se estanque (que no está previsto hasta 2015) la cuenta será muy insostenible, y habrá que buscar dinero bajo las piedras.

Imagen: d´._.`b

Vía: El Mundo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...