¿Qué hacer si eres un parado de larga duración?

Si te encuentras en la situación de desempleo durante muchos meses y no sabes cómo afrontar la situación, hoy te contamos qué hacer como parado de larga duración.

SUBSIDIOS DESEMPLEO

Probablemente cuando hablamos de los grandes problemas de España, todos tenemos en mente el fantasma del desempleo. De hecho, es el que más nos preocupa a los españoles, y además, es el que tiene la recuperación de España en vilo. Europa no ha dudado en afirmar que duda y mucho de las políticas que se están implementando en nuestro país. Lo ha hecho en muchas ocasiones, y nos ha reclamado en más de una ocasión tomar medidas más drásticas, ya que sus datos no detectan mejoría hasta el próximo 2017, con lo que las familias estaremos condenadas a la precariedad dada la escasa posibilidad de poder trabajar y conseguir un salario para poder vivir de ello.

Uno de los problemas más graves a los que se enfrenta el desempleo es precisamente al de larga duración. Miles de personas que pese a buscar trabajo, no encuentran durante un largo período que les obliga no solo a cambiar nivel de vida, sino también a verse en muchos casos excluidos del sistema. Sobre todo si hablamos de franjas de edad específicas en las que la incidencia del paro es aún mayor. Por eso hoy en nuestro blog hemos querido traer un especial acerca de los parados de larga duración con las alternativas que existen. Hablaremos de lo que puede hacer el colectivo, tanto en materia de búsqueda activa de trabajo, como en lo referente a contratos bonificados, y a los subsidios disponibles en caso de que la prestación se agote. Así que si es tu caso, esperamos que la información que te detallamos a continuación pueda ayudarte.

Soluciones a los parados de larga duración

Búsqueda de empleo: una de las mayores críticas desde Europa y algunos organismos internacionales que se ha hecho sobre el alto nivel de desempleo y las medidas que el gobierno ha tomado para frenarlo es precisamente la que está relacionada con los servicios de búsqueda de empleo público. Son escasos, funcionan mal, y apenas logran colocar a gente. Es por ello que ningún parado de larga duración que pretenda volver al mercado de trabajo debería quedarse en ellos como fórmula para encontrarlo. De hecho, es casi obligado buscar en recursos privados. Las redes sociales, las páginas webs y la entrega de forma personal o por mail del currículum son la única fórmula para conseguir aumentar las posibilidades que se tienen.

Contrataciones con bonificación: los parados de larga duración que son contratados ofrecen a las empresas que lo hacen una bonificación importante en las cuotas de la Seguridad Social, así como ciertos beneficios fiscales que es siempre importante destacar. Por ello, no estaría de más que al redactar la carta de presentación para poder acceder a ese puesto de trabajo en la que presentas tus cualidades, recuerdes este tema. A las empresas en muchas ocasiones les compensa contratar por estas vías, y si no conocen tu situación no lo podrán tener en cuenta a la hora de hacer sus cálculos. En la actualidad, las bonificaciones por contratar a parados de larga duración son:

  • Bonificación en la cuota de la Seguridad Social de hasta 4.500 euros, si contratan a mayores de 45 años que lleven 12 de los últimos 18 meses en paro.
  • Independientemente, se pueden sumar 1.300 euros anuales hasta tres años, y 1.500, si es mujer en sectores sin presencia femenina.

Subsidios por desempleo de larga duración:

Los parados de larga duración, con más de 45 años, pueden cobrar el 80% del indicador público de renta de efectos múltiples, (426 euros al mes) y pueden acceder a esta cantidad como máximo 11 meses.

El Plan Prepara contempla un subsidio por desempleo sin limitación de edad en forma de subvención de 2.400 a 2.700 euros por desempleado. Las pagas totales son 6 de entre 400 o 450 euros mensuales, y no existen prórrogas. Los requisitos, idénticos a los anteriores, pero sin limitación en la edad son: ser parado de larga duración y estar inscrito como demandante de empleo al menos 12 de los últimos 18 meses, así como tener carencia de rentas.

La ayuda familiar consiste en un pago mensual de 426 euros al mes. En este caso, la ayuda va destinada a parados que carecen de rentas, pero que tienen responsabilidades familiares y no dispongan ya de la prestación por desempleo

Los mayores de 55 años tienen en cambio una ayuda que se mantendría hasta la jubilación muy similar a la anterior. Pero para acceder, hay que carecer de rentas, o que estes no sean superiores al 75% del Salario Mínimo Interprofesional (483,98 euros al mes); y también cumplir el requisito de haber cotizado por desempleo un mínimo de seis años a lo largo de su vida laboral.

Como ves, los recortes han eliminado muchas de las opciones anteriores, y el hecho de que el sistema de colocación pública no funcione es claramente negativo para poder salir de esta crisis del desempleo en la que España se ha metido, y de la que pagamos las consecuencias todos los españoles.

Imagen: zone41

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...