Los tiques de compra también tienen errores

No están los tiempos como para no revisar los tiques de compra puesto que los errores son más comunes de lo que nos pensamos. Por lo tanto revisarlos nos lleva apenas unos minutos y si tiene algún error, reclama.

Alguna que otra vez, al hacer la compra se equivocan al cobrarnos. Si miramos el tique en cuanto nos lo dan, podremos detectar fallos como los siguientes que son los más habituales: figura un precio diferente al estipulado. Un artículo puede aparecer repetido. No se aplican algunas ofertas, sobre todo las del tipo ‘pague 2 y llévese 3’ o incluso el cambio no está bien. Estos son los errores más frecuentes.

Los errores en las compras son habituales y muchas veces es un papel que generalmente lo tiramos o lo metemos en la cartera y no lo revisamos. Error. Hay veces que sentimos reparos, pero no deberíamos sentir ninguna vergüenza por comprobar el tique aunque confiemos en el buen estar del súper o las tiendas.

Sobre todo la Organización de Consumidores y Usuarios ha detectado en uno de cada cinco supermercados casos en los que, en vez de aplicar las ofertas o descuentos con los que temporalmente aparecen expuestos muchos productos, cobran el precio habitual. Por lo tanto si hablamos de ofertas con más motivos para comprobar los tique.

El tique es nuestra garantía de lo que hemos comprado y es obligatorio conservarlo si vas a iniciar una reclamación y si hablamos de electrodomésticos u otros tipos de compras se necesita tener factura para una futura reclamación.

Imagen |  JuanJaén

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...