¿Debo comprar una casa grande o una casa pequeña?

A la hora de comprar, puedes comprar casas grandes o pequeñas. Ambas tienen sus ventajas e inconvenientes y realmente depende de las características y necesidades personales de cada uno

Casa grande o pequeña

Si has conseguido ahorrar suficiente dinero y conseguir estabilidad para una hipoteca, seguramente busques comprar una casa nueva. Comprar vivienda es una buena inversión, siendo un lugar donde vivirás donde mucho tiempo o uno que venderás revalorizado con el tiempo.

Eso sí, aquí surge un gran dilema. Algunas personas aseguran que es mejor comprarse una vivienda pequeña, mientras que otros aseguran que es mejor la gran. ¿Cuál de los dos tienen razón? Hoy lo vamos a descubrir.

¿Casa pequeña o grande?

En primer lugar, empezaremos con las ventajas de comprar casa grande. La casa grande tiene la ventaja de que se suele revalorizar con el tiempo, especialmente si está en una buena zona. Si te vas temporalmente, seguramente saques una buena renta por ella. Además, podrás vivir con una mayor calidad de vida, con más espacio y un lugar ideal para formar una familia.

El mayor de los inconvenientes de comprar en grande es que es más caro, así que necesitarás endeudarte muy a largo plazo y una gran cantidad de entrada. Además, las facturas de la luz y el gas son más caras, así como los impuestos y el mantenimiento del hogar. También tardarás más en limpiar y más en vender al ser más cara.

En cambio, la casa pequeña es más barata en general. Podrás pagarla rápidamente y sin mucha entrada, limpiarás más deprisa, pagarás menos de luz, se calentará rápidamente, pagarás menos impuestos y se venderá antes al ser más barata.

Por contra, la casa pequeña podría quitarte calidad de vida si formas una familia, apenas se revaloriza. Asimismo, el alquiler que sacarás por ella no será muy grande.

Entonces, ¿Cuál es la mejor opción? En realidad, depende de tus metas y tu vida personal. Si eres una persona que no planea tener hijos y que se conforma con poco espacio, siempre compra la casa pequeña. Te ahorrarás mucho dinero y podrás vivir libre de deudas si la pagas rápidamente.

Por otro lado, si planeas formar una familia, seguramente te venga mejor la casa grande. Si tienes bastante dinero, es mejor comprar una casa grande, ya que podrás protegerlo de la inflación y conseguir que se revalorice.

También depende mucho de tus intenciones de movilidad. Las hipotecas grandes dificultad la movilidad, así que no optes por pagar una demasiado grande si no tienes claro que vas a vivir ahí los próximos 30 años. En cambio, si tienes un trabajo asegurado y vives en el sitio que te gusta, podrías arriesgarte y pedir una hipoteca a largo plazo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...