Empleo en España: panorama desolador tras cinco años de crisis

Ya van cinco años desde que comenzó la crisis en España, y el panorama actual es de más paro, más precariedad y más incertidumbre

paro

Para muchos fue antes, para otros después. Pero el año en el que comenzó la crisis, por regla general se sitúa en el 2008, con el boo inmobiliario a la cabeza. Y aunque nos parezca que ha sido ayer, porque de crisis hablamos todos los días, lo cierto es que han ya pasado nada menos que cinco años, y toca precisamente hacer recuento de todo lo que hemos vivido, y probablemente de lo que aún nos queda por vivir.

Así, el empleo en España supone un panorama realmente desolador. No solo no estamos igual que hace cinco años, sino que solamente hemos ido a peor, acumulando tasas de paro que siempre decían que no subirían más. Primero los tres millones eran el tope. Luego los cuatro. Y así sucesivamente hasta el mes pasado, que conseguimos volver a tocar un nuevo techo en el desempleo, sobrepasando los seis millones de desempleados en España. Y lo peor, aunque según las previsiones del gobierno ya ha pasado, para organismos internacionales está aún por llegar, ya que se estima que lograremos la alucinante cifra de los siete millones.

Pero la crisis no solo ha dado duro en el tema del desempleo, porque todo el tema laboral se ha visto afectado en España. Es más, los que mantienen sus empleos han visto reducidas sus jornadas y por tanto sus ingresos, han tenido que aceptar reducciones salariales, e incluso los hay que apenas graduándose tienen que trabajar gratis para poder empezar en el mundo del trabajo, ya que las empresas han comenzado a colocar el programa de prácticas como algo a lo que no se tiene derecho de remuneración y el modelo lo están copiando en toda España.

A todo ello, es decir, a parados y a precarios aún hay que sumar otro dato más, que es el de la incertidumbre. Porque aunque hay trabajadores que mantienen sus condiciones de antes de la crisis, nadie les libra de pensar que no hay nada seguro y que mañana pueden ser ellos los que engrosen las largas filas del paro, de las que no parece que haya salida una vez que se entra, al menos si atendemos a la evolución de los parados de larga duración. O sea, que por desgracia, no hay mejores noticias en 2013 que en 2008, y veremos hasta dónde llegamos con tan malos augurios de futuro. Pero no parece que ni muy lejos, ni tampoco muy bien.

Imagen: Sindicato de Periodistas de Madrid (SPM)

Vía: El Mundo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...