Descuentos para familias con niños que se portan bien

Aunque promociones y descuentos familiares hemos visto ya los más dispares en Canadá y EE.UU se ha puesto de moda el que premia a los niños que se portan bien.

descuentos familias

Probablemente con la crisis, hayamos visto todo tipo de descuentos y promociones. Pero aunque hayas pensado que en ese sector ya nada puede sorprenderte, puede que hoy te hagamos cambiar de idea. En este caso te presentamos los descuentos para familias que acuden a restaurantes con los niños y estos se portan bien. ¿No crees que eso exista? Pues te hablo de una noticia real, y de una tendencia que cobra fuerza en los locales de los EE.UU y Canadá, y que no parece sino encantar tanto a los beneficiarios del descuento, como a los propios dueños que gestionan este tipo de locales.

Así por ejemplo, en uno de estos restaurantes que aplican el llamado en inglés well behaved kids te podrías ahorrar en una cena por un total de 54 dólares, 5 dólares, que siempre vienen muy bien para quién sale en familia, y que podrían servir para ir acumulando para una escapada extra ahora que tanto escasean. Cada uno de los restaurantes que se ha atrevido con la curiosa promoción aplica a su gusto la norma. Algunos establecen un descuento fijo, otros lo hacen en forma de porcentaje y el ahorro depende del total del gasto. Pero todos ellos coinciden en que para obtenerlo no valen niños revoltosos, que no están quietos, que gritan o que molestan a los demás clientes.

Son niños. Está claro. Y los hay más y menos traviesos. Pero desde luego, el incentivo del ahorro para portarse bien puede ayudar a muchas familias a enseñar a los pequeños que cuando vamos a cenar fuera hay que saber estar a la mesa, utilizando el descuento que les ofrecen para comprarle unas gominolas o cualquier otra cosa que encante a los niños. Así al final se incentiva que ellos aprendan por sí mismos, y nosotros obtenemos una rebaja en el precio, y el del restaurante un ambiente mucho más agradable. Sobre todo, para aquellos clientes que no tienen hijos y que no siempre toleran bien las travesuras de estos.

Creo que en España deberíamos de plantearnos soluciones más en esta línea. Porque ese descuento por buen comportamiento de los pequeños, solo por la gracia de que esté disponible, llamaría al local a un público más familiar. Y al mismo tiempo, sería un incentivo para que los restaurantes familiares no fuesen evitados por otro tipo de clientela a la que le gusta más un ambiente más tranquilo. Yo lo veo una verdadera utopía llevada a la práctica. Valga la controversia. Con él, todos ganan.

Vía: La Voz de Galicia

Imagen: Daquella manera

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...