Conceptos de economía básica: ¿Qué son los tipos de interés?

Probablemente cuando has pedido un préstamo, crédito o hipoteca te han aplicado un interés concreto y hoy te explicamos precisamente el término de los tipos de interés

bancos

En realidad todos entendemos que el tipo de interés que se nos aplica en un banco o en cualquier tipo de entidad o empresa que se dedique a hacer préstamos y créditos es la tasa que pagamos por el dinero que nos prestan, que varía en función de para lo que esté destinada, la negociación con la entidad y el período de devolución. En este caso vamos a hablarte de ellos porque el término en sí mismo de interés bancario indica muchas más cosas de las que a simple vista conocemos.

Y es que cuando hablamos de tipo de interés, en realidad nos estamos refiriendo al precio del dinero. Es porcentaje que nos marcan indica el precio de lo que cuesta el dinero. Pero ¿el dinero tiene un precio? Pues sí, y varía en función de un montón de factores dentro del propio país, y en el caso de España, que es el que nos interesa de forma particular, varía por las condiciones de toda la Unión Europea, ya que cabe recordar que la moneda común y tener a Bruselas por encima de nosotros cambia bastante las reglas del juego.

Cabe destacar, que aunque no nos vamos a meter aquí de lleno en asuntos de economía profunda, deberías saber que hay autores que consideran que el dinero, como cualquier otro bien responde a las leyes de la oferta y de la demanda. Por lo tanto, cuanta más demanda haya por solicitar dinero prestado, más altos deberían estar los tipos de interés. Cuando la demanda sea menor, menor será el tipo de interés aplicado por las entidades. Sin embargo, esto no es compartido por todos los economistas, ya que en el precio del dinero entran las regulaciones públicas de los Estados, que son quienes controlan su propia moneda y su oferta.

Sin embargo, precisamente al estar dentro de la Unión Europea, y vivir una de las peores recesiones de toda la historia reciente, vemos como la teoría se cumple a rajatabla, y los intereses bancarios están por los suelos. Aunque al consumidor final le cuestan bastante mal por las malas prácticas de la mayoría de las entidades, esto se debe a que el consumo está bajo mínimos porque el miedo del consumidor a no salir de esta crisis hace que en realidad compremos mucho menos, y que por lo tanto la economía, y la demanda de liquidez se estanque de forma considerable

Imagen:  Antonio Tajuelo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...