Con la nueva subida del IVA habrá menos consumo y pérdida de poder adquisitivo

La subida del Impuesto sobre el Valor Añadido afectará a todos los ciudadanos, pero de forma especial a aquellos con menor nivel adquisitivo.

Finalmente el ejecutivo español ha anunciado la temida subida del Impuesto sobre el Valor Añadido, todos lo conocemos como el IVA. Una subida que pasa del 18% al 21% y del 8% al 10% el reducido. Y por supuesto esta inminente inflación tendrá una serie de efectos sobre todos directamente al consumidor de a pie.

Cuando en una economía deprimida un impuesto como el IVA se incrementa, las familias y empresas disminuyen el gasto que dedican a sus compras. El IVA es un impuesto que se aplica a los consumidores de manera indirecta, ya que son ellos quienes soportan este tributo, aunque los empresarios y fabricantes sean los obligados a ingresar sus cuotas a Hacienda. Ese porcentaje que deben aumentar termina añadiéndose en el precio final del producto o servicio. Por tanto, es el consumidor final quien hace frente a la subida.


Con esta nueva subida lo que se conseguirá es que, consumir los mismos productos a un precio más elevado hace que todos los ciudadanos vean reducido su poder adquisitivo. Evidentemente perjudica directamente a los que tengan menos ingresos. Además, la subida tendrá como consecuencia una desigual redistribución de la renta y aumento de las diferencias sociales.

Para que nos entendamos, afectará en especial a los colectivos con menores ingresos, como pueden ser los 18,4 millones de mileuristas, entre los que se encuentran pensionistas, asalariados y autónomos. Y los que cuentan con un menor nivel de ingresos ya que deberán dedicar una proporción mayor de su renta para la compra de productos o servicios, y eso supone un mayor empobrecimiento.

Imagen | Images_of_Money

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...