Con la libertad de descuentos nos despedimos oficialmente de las rebajas

Si bien este año las rebajas dicen que son las más agresivas con importantes descuentos, el gasto medio será mejor y como los comerciales los saben, entrarán en una guerra de precios que nos puede beneficiar.

descuentos

Han pasado varios días desde el inicio oficial de las rebajas de invierno, y los comerciales no ven color y ya se habla de una acusada caída en las ventas. Si apenas libraron la campaña navideña y no fue suficiente para recuperar el sector, en las llamadas primeras rebajas las ventas siguen siendo bajas.

Aunque los comerciantes saben que estamos en una época de poco consumo, siempre el periodo de rebajas ha sido aprovechado para comprar esos trapitos y objetos a precios más bajos, sin embargo a pesar de ofrecer rebajas hasta el 60%, son muchos los que bajan aún más los descuentos. Pero si tenemos en cuenta que los descuentos están prácticamente todo el año, las conocidas rebajas tienden a desaparecer. Ya no habrá normas, ni periodos marcados, tampoco porcentajes mínimos de descuentos, ni productos señalados.


Sin embargo a parte de guardarse en la recámara para las últimas semanas los descuentos más agresivos que incluso rondarán el 80 y el 90%, aún así no se espera salven la temporada porque actualmente ya se cuenta que cada comercio estipule su propio periodo de descuentos, lo cual significa que esto de las típicas rebajas de invierno y de verano se terminará. Y cada consumidor podrá comprar con descuentos aquello que quiera el resto del año.

No obstante el comerciante sabe que ahora se la juega y solo cuenta con la ventaja de abaratar aún más los precios. Aunque todos los que hemos ido de rebajas, sabemos que sobre todo en las grandes superficies no es todo oro lo que reluce, y en muchas ocasiones los descuentos no llegan ni al 20% si hablamos por ejemplo, de ropa de temporada.

Imagen | losminimos

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...