7 Ideas para ahorrar dinero en tu próxima Declaración de la Renta

Si este año la Renta no te ha salido demasiado favorable, es buen momento de planificar tu historial fiscal para conseguir ahorrar dinero en tu próxima declaración. Hoy te enseñamos cómo.

ahorrar impuestos

La campaña de la Declaración de la Renta ha entrado ya en su fase final. De hecho, los que todavía no han presentado sus impuestos deberían ir pensando en hacerlo cuanto antes, sobre todo si van a tener que modificar el borrador o hacer trámites más complejos que la simple confirmación. Sin embargo, lo que muchos han descubierto en esta época del año es que su declaración no ha salido tan beneficiosa como se esperaban y ahora se echan las manos a la cabeza. En este caso queremos ayudarte a no cometer los mismos errores el año que viene con estas ideas para ahorrar dinero en tu próxima declaración.

Para poder conseguir ese ahorro fiscal que deseas en la Declaración de la Renta del próximo año, tienes que empezar a hacer cosas en este momento. El impuesto anual que corresponde a todas las personas físicas tiene como fecha de finalización del período el 31 de diciembre del año en cuestión. Eso significa que ésa será tu fecha tope para intentar hacer que tu declaración se reduzca en cuanto al importe a pagar. Pero, ¿qué puedes hacer para pagar menos? Además de estar atento a no olvidarte ninguna de las reducciones y deducciones de la campaña, estos consejos te serán de gran utilidad.

Cómo ahorrarse dinero en la Declaración de la Renta

  1. Planes de pensiones: son la herramienta más conocida para poder ahorrarte dinero en la Declaración de la Renta. De hecho, muchos esperan a final de año para hacer sus cálculos y abonar en este concepto para que cuando llega la declaración les toque a pagar bastante menos. Recuerda que con la reforma fiscal las cantidades a aportar han quedado limitadas a los 8000 euros anuales. Los comercializan los principales bancos y con la nueva ley se pueden rescatar sin abducir motivo alguno cuando pase un período de 10 años, lo que los ha vuelto más líquidos.
  2. Planes de previsión asegurados: aunque son un producto distinto, se comportan como los planes de pensiones. De hecho, la principal diferencia es que en este caso se garantiza un mínimo del capital y del rendimiento. Generalmente son comercializados por entidades bancarias, y también por aseguradoras.
  3. Afiliación a partidos políticos: ser afiliado de un partido político y pagar sus cuotas tiene también ventajas en la Declaración de la Renta. Al igual que ocurre con las ONGs, en este caso te podrás desgravar un 20% de los primeros 120 euros que aportes. A partir de esa cantidad, ya no se puede desgravar nada más.
  4. Donaciones a ONGs: ser solidario también tiene premio fiscal en España. De hecho, puedes deducirte hasta el 75% de los primeros 150 euros que aportes a una de las organizaciones compatibles con la deducción en Renta. A partir de ahí, la cifra se reduce alcanzando el 30% si se trata de entidades con las que has colaborado durante dos años consecutivos.
  5. Inversiones en empresas de nueva creación: invertir dinero en nuevos proyectos también se premia en la declaración.
  6. Protección y difusión del Patrimonio Histórico: algunas de estas acciones suponen una importante reducción en la declaración. Aportar a esta causa puede suponerte un ahorro del 15% de las cantidades destinadas a ello aunque nunca podrán superar el 10% de la renta.
  7. Las deducciones de las Comunidades Autónomas: las deducciones de las Comunidades Autónomas son unas de las que más veces se olvidan en la Declaración de la Renta. Aunque pueden sufrir variaciones, lo mejor es que les eches un vistazo a las que tienes en la tuya para poder anticiparte a ellas y asegurarte de que te puedes beneficiar de dicha deducción. El año que viene, que no se te olvide ponerla manualmente ya que ese fallo hace que muchos contribuyentes paguen más de lo que les corresponde.

Como ves, hay varios productos en el mercado que podrían ayudarte a reducir de manera considerable tu factura fiscal. En ese sentido es importante saber qué existen y conocer los plazos para acogerse a ellos y conseguir así pagar menos dinero el año próximo. Con la Declaración de la Renta del 2015 no vas a poder hacer ya nada más que aceptar lo que haya salido pero, ¿vas a dejar que te ocurra lo mismo el próximo año?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...