Marcas blancas: ¿Son una moda de la crisis o han cambiado nuestro modo de consumir?

Las marcas blancas se han convertido ya en parte de nuestras vidas. Sin embargo, cuándo lleguen mejores momentos, ¿vamos a volver a las marcas de siempre o nos mantendremos con ellas?

marcas blancas

Las marcas blancas son parte de la compra de la mayoría de los españoles

Actualmente en los supermercados estamos más pendientes del precio que de otra cosa a la hora de hacer la compra. Pero la verdad es que la economía no da para más, y en estos momentos, pocos son los que se pueden permitir el lujo de que la caja sea de un color, o que el producto en el interior tenga una u otra forma. Ya no hablamos del chocolate Nestlé, la leche Pascual o los yogures Larsa, ahora solo compramos chocolate, yogures y leche, de la que esté de oferta. Y por lo general, y salvo contadas excepciones, la que está al precio más bajo es la de marca blanca.

Es por eso que hoy nos hacemos una pregunta acerca de las marcas blancas: ¿Son una moda de la crisis o han cambiado nuestro modo de consumir? Y es que cuándo pase todo este vendaval, ese que está haciendo trizas las economías domésticas, probablemente muchos se pregunten si cambiarán sus preferencias en el supermercado. Y yo creo que para algunos sí, pero para muchos otros, lo de seguir a una o a otra marca ya no va a ser una prioridad.

Las marcas tenían copado el mercado gracias a que nos vendían algo más allá que el simple producto, nos vendían una idea de que ellas eran mejores, y aún sin probar otras, y a base de costumbre, nos habíamos acostumbrado a ellas. Ahora, con la crisis, no nos ha quedado otra que «por obligación» cambiarnos a la marca blanca, a la que muchos nos hemos acostumbrado con éxito y en la mayoría de los casos le hemos encontrado el punto a su favor.

Es decir, que ya no nos parece que haya tantas diferencias entre unos productos y otros, y sobre todo, no nos compensa pagar el precio de más. Y es que las ofertas en los supermercados siempre han existido, y si aún en tiempos de bonaza íbamos a por ellas, nada va a impedir que cuándo vuelvan a venir esos tiempos que tantos ansiamos nos quedemos con lo cómodos que estamos con las marcas blancas.

¿Y entonces qué van a tener que hacer las marcas para lograr conquistar de nuevo al mercado? Pues básicamente lanzar otros productos nuevos, a los cuáles nos iremos acostumbrando de nuevo, y cuándo tengan nuestra fidelidad, será difícil que les cambiemos. A no ser, claro está que llegue otra mala época. Pero crucemos los dedos, que aún no hemos salido de ésta.

Imagen | Daniel Juliá en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...