¿Tienen ventajas fiscales los fondos de inversión?

Los fondos de inversión pueden resultar muy interesantes para un inversor o ciudadano que quiere conseguir rentabilizar tu dinero. Hoy descubrimos cómo sacarle partido fiscalmente.

fiscalidad

En A Fin de Mes hemos hablado de las ventajas fiscales que te ofrecen productos de inversión como los planes de pensiones. Pese al nombre que tienen, la actual ley permite poder utilizarlos sin que llegues a la jubilación bajo premisas mucho menos restrictivas que anteriormente y desgravar las aportaciones que se hagan anualmente hasta un máximo de 8000 euros por año. Pero, ¿qué ocurre con otro tipo de productos? Hoy analizamos hasta qué punto puedes sacar partido de los fondos de inversión.

La diferencia fundamental entre el plan de pensiones y el fondo de inversión en cuanto a la fiscalidad directa es que en el último no vas a poder desgravarte nada de lo que aportes en ningún caso. Es decir, si realmente tu renta es muy elevada y reducir esos 8000 euros aportándolos a un plan reduce tus impuestos, puede que en tu caso te resulte mucho mejor opción la oferta que te hacen en los planes de pensiones. Pero aún pese a este ejemplo, comparado con otros productos, los fondos de inversión siguen siendo una buena alternativa. A continuación te explicamos por qué.

A diferencia de los depósitos, los fondos de inversión no suponen una retención directa del capital que se gana a cuenta del banco. Esto quiere decir que mientras cuando tienes el dinero en uno de estos productos -incluso en cuentas remuneradas- el banco no te ingresa todo lo que debería ingresarte, sino solamente la parte íntegra que te corresponde después de descontar el 19% de retención. Eso funciona de manera diferente cuando hablamos de los fondos de inversión.

En los fondos de inversión, hasta que el inversor no decide retirar el capital no se paga. La tasa a pagar es idéntica que la que tienen otros productos de ahorro y se aplica en renta con un 19% para aquellos beneficios inferiores a los 6000 euros y del 21% en los referentes a los superiores a esa cantidad. En ese sentido sí que ofrecen un ahorro fiscal importante a la hora de pagar los impuestos que te corresponden según te venga bien. En lugar de un descuento automático cada vez que se generan beneficios, aquí se recuperan los beneficios cuando se desea y es solo entonces cuando se pagan impuestos.

¿Conocías esta ventaja fiscal que suponían los fondos de inversión en tu caso?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...