5 reglas básicas para sacarle provecho a tu tarjeta de crédito

La tarjeta de crédito puede ser tu mejor ayuda si la utilizas de la forma correcta

Utiliza tu tarjeta de crédito sabiamente

Los expertos en finanzas personales recomiendan que la personas que dispongan de tarjetas sigan 5 reglas, que bien puedes emplear cuando la uses para tu negocio.

El uso de tu tarjeta de crédito no es algo que debas tomar a la ligera, por eso nosotros nos hemos encargado de realizar este artículo, así que ¡presta mucha atención!

Reglas para usar correctamente tu tarjeta de crédito

Lo primero que debemos decirte es que leas bien tu contrato. Es indispensable que conozcas tus deberes, pero también tus derechos.

1 – Infórmate sobre el valor de tu tarjeta

Es necesario que conozcas el costo Anual Total (CAT), que añade todos los cargos congénitos a un financiamiento, como intereses, comisiones y cargos agregados.

2 – Usa tu tarjeta para financiar pagos que estén dentro de tu presupuesto

Si cometes el error de gastar por encima de tus posibilidades, es mejor que la dejes en casa. En este punto la hechura de un presupuesto se convierte en un elemento indispensable. Si tienes una sola tarjeta, fija qué porcentaje de tu línea de crédito vas a destinar a tus gastos personales y familiares y cuánto al negocio.

Y aún si posees una tarjeta exclusiva para tu actividad empresarial, determina de antemano cuánto vas a gastar en la adquisición de mercancía o insumos, en consideración a los pedidos que tengas y del tiempo que puedas esperar para recobrar tu inversión.

3 – Abona el total de tu saldo y en forma puntual

La manera más sabia de usar una tarjeta de crédito es pagando el total de tu saldo. De esta manera, vas a estar financiando a cuarenta y cinco días y evitarás el pago de intereses, que muchas veces llegan a triplicarse en distintos lados.

Aparte, usando tu plástico de una manera adecuada vas a desarrollar un buen historial crediticio, lo que hará que tu banco aumente el límite de tu crédito después de un lapso de tiempo y que inclusive te lleguen ofertas de crédito de otras instituciones.

Y con un mayor financiamiento, vas a poder hacer crecer tu negocio. Liquida la totalidad de tus consumos del lapso en la fecha de pago indicada en tu estado de cuenta.

4 – Paga la tarjeta que no utilices

De hecho, los expertos aconsejan no poseer más de 2 plásticos; uno para pagos del diario y otro con el saldo suficiente para hacer tenerlo para alguna urgencia, como un accidente o la pérdida de otra tarjeta.

5 – Crea un buen historial crediticio

Lo que no tiene ningún sentido es que conserves una tarjeta y no la uses nunca, debido a que eso no te dará ningún beneficio, no va a ayudar en nada a erigir un buen historial crediticio y encima te creará costos fijos, como el de la anualidad.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...