Si me toca la lotería en el extranjero ¿Debo declarar el premio en España?

Hay dudas que no nos vienen nunca a la cabeza hasta que nos ocurren. Hoy te contamos qué debes hacer si te toca la lotería en el extranjero y resides en España.

loteria extranjera

De la Lotería de Navidad, la más clásica en España y en esa en la que casi todos jugamos, hemos hablado muchas veces en A Fin de Mes. De hecho, el tema de las loterías fue uno de los más buscados en cuanto se puso en marcha el impuesto que grababa estos premios con un 20% de lo obtenido si superaban los 2500 euros. Aquella que era una medida para combatir el déficit, se instauró en España aún pese a las muchas críticas generadas, también a causa de la poca transparencia de a dónde se designa ese dinero; tanto el recaudado, como el que no se reparte porque no se reclama el premio, como el del nuevo impuesto.

Sin embargo, creo que con el tiempo que lleva en vigor el impuesto, ya casi todos sabemos cómo funciona. Aunque si todavía queda algún lector con dudas, os animo a echar un vistazo al artículo en el que os aclarábamos todo sobre el tema del impuesto a la lotería. Respecto al tema que nos ocupa hoy, te vamos a hablar también de fiscalidad de los premios, aunque en este caso, con relación a aquellos que se ganan en el extranjero. Es decir, ¿qué pasaría si ganas la lotería fuera de España? ¿Tendrías que declararla aquí?

La misma regla que el impuesto de Loterías en España

Los premios de lotería que se obran y se ganan en el extranjero funcionan casi de forma idéntica que los que cobramos en España. Así, todos aquellos que no superen los 2500 euros, simplemente se cobran sin más, sin tener que dar cuenta de ellos. Es más, en la mayor parte de los casos pueden cobrarse en efectivo, aunque dependerá de las leyes específicas del propio país con las medidas antifraude que evitan que pueda circular exceso de efectivo en ciertos pagos. Así que si en tu caso has llegado hasta nosotros con un premio menor, puedes olvidarte de preocupaciones con Hacienda.

En el caso de que los premios de lotería en el extranjero superen los 2500 euros, pueden darse varias situaciones que harían que te tengas que comportar de un modo diferente frente a Hacienda. Lo que te obliga o hace que no tengas obligación de declararle a la Agencia Tributaria el premio es tu condición de residente. Si pasas más de la mitad del año en España se te considera residente de este país, y por lo tanto, debes abonar tus impuestos aquí, y por lo tanto, debes declarar en tu declaración el premio que te ha tocado. El apartado que deberá cumplimentarse es el mismo que tendrías que rellenar por otros incrementos de patrimonio, y por lo tanto, según tu situación familiar, acabarás pagando por él.

En caso de que no seas residente en España, bajo la anterior fórmula de más de medio año estando en el país, entonces quedas liberado de esa obligación, y podrás simplemente atender a las obligaciones fiscales que te impongan en el país en el que efectivamente tienes tu residencia.

Aún así, la cosa se complica un poco más en el caso de los premios de lotería en el extranjero, ya que si el premio se gana en cualquier otro país de la unión Europea, y éste ha sido fruto de un sorteo convocado por entidades sin ánimo de lucro, entonces los españoles residentes estamos obligados no solo a declararlo, sino también a abonar a la hacienda Pública ese 20% de impuesto de las loterías. Aunque el sorteo sea en otro país, la residencia es la que marca esa diferencia y es por eso que se paga en España. Además, este pago debe hacerlo el premiado, es decir, hacienda no se va a comunicar contigo, sino que has de ser tú quién solicite en las oficinas el impreso y luego abonarles el 20% del total que hayas conseguido.

Aunque en el caso de los premios de la lotería organizados por entidades sin fines de lucro en la Unión Europea existe el mismo impuesto que en las Loterías españolas, la diferencia está en que si el premio nos toca en España, el premiado ya no recibe la parte correspondiente al impuesto, sino que recibe solo la parte que le toca tras descontarlo. En el caso de que el premio sea otorgado fuera, es el propio interesado el que paga el impuesto tras haberlo recibido. Y mejor no olvidarse y conocer bien la normativa, porque las multas son bastante cuantiosas.

Imagen: Daniel Lobo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, media: 3,00 de 5)
3 5 3
Loading ... Loading ...