Razones por la que debes tener un plan de pensiones

Un plan de pensiones es necesario para contar con una vida mñas tranquila luego de la jubilación

Consejos para tener un plan de pensiones

A lo mejor te preguntes, ¿Qué son los planes de pensiones?  Y estos son instrumentos fundamentalmente hechos para ahorrar de cara a la jubilación, brindan muchísimas condiciones fiscales al momento de aportar (disminuyen la base imponible) y el futuro del sistema público de pensiones va a ser cada vez más necesario que se cuente con un plus.

Pero hay otros motivos menos mencionados comúnmente que también nos pueden ayudar a hacer hucha, tengamos los años que tengamos, para complementar la pensión pública que cobramos cuando determinemos jubilarnos. Estos son los argumentos de los especialistas.

Cuenta con un plan de pensiones

El primer consejo que debemos darte es que aportas lo que desees, cuando y donde gustes. Carlos Herrera, economista miembro del Comité de Servicios al Asociado de EFPA, quien también es administrador y socio de Globalbrok, nos lo dice:

Los planes son los mejores productos hechos para planificar el ahorro para la jubilación, “ya que permiten realizar aportaciones periódicas mensuales, pudiendo incrementarlas en cualquier momento, disminuirlas o paralizarlas, hacer aportaciones extraordinarias, cambiar de entidad gestora sin que tenga ningún coste ni de gestión ni fiscal”.

Sin embargo, es importante decir que dar dinero así, duele, “y es que los especialistas dicen que el ahorro y la pérdida se manifiestan en la misma área del cerebro”, menciona Alberto Vizcaya, quien es el responsable de planes de pensiones del sistema individual de Santander AM España.

“Estamos convencidos de que una mayor educación financiera, introduciendo aspectos de la economía conductual, nos ayudaría a entender el ahorro a largo plazo no como una pérdida sino como una necesidad.

Por ejemplo, entender el ahorro para la jubilación como una factura más, un gasto periódico, nos hará conseguir de manera más sencilla y efectiva nuestro objetivo de ahorro a largo plazo”, exponen.

1 – Asúmelos como un gasto mensual más

José Carlos Borreguero, director de planes de pensiones de Bankinter, nos da un buen consejo para ahorrar con menos esfuerzo para la jubilación es “apartar una parte de nuestros ingresos cuando recibimos todos los meses la nómina y no esperar a fin de mes para realizar las aportaciones al plan de pensiones”.

¿Qué quiere decir esto?, y es que, la fórmula no sería quitarles a nuestros ingresos salariales los gastos por mes y después ver lo que me queda para ahorrar. Al inverso, lo que se debe hacer es deducir de manera directa nuestros ingresos el ahorro afín a la jubilación y el remanente usarlo para gastos.

Aparte de esto, menciona que: “si reinvertimos el ahorro fiscal que g las aportaciones en el propio plan de pensiones, conseguiremos reducir el esfuerzo ahorrador o ahorrar sensiblemente más con el mismo esfuerzo”.

2 – Gozarás de bienestar por toda tu vida

Tienes que tener siempre en cuenta que la pensión nunca será igual que el sueldo que se cobraba normalmente. Puede acercarse, pero si no contamos con un complemento, nuestro nivel de vida se va a desnivelar. El plan de pensiones puede ser de gran beneficio así a no perder poder adquisitivo una vez que haya llegado tu jubilación.

“Ahorrar para esta etapa sirve, en definitiva, para asegurarse una buena calidad de vida en la jubilación”, indica Ricardo González Arranz, quien es el director comercial de Mutuactivos, quien expone el gran riesgo que soporta la longevidad, que es la dependencia.

“El complemento en ahorro que se consigue con los planes de pensiones es útil también para ayudar en una etapa más difícil a la que se puede llegar, como es la de la dependencia”.

“En estos momentos, contar con suficiente ahorro es indispensable para que se pueda hacer frente a los costosos tratamientos y necesidades que se pueden llegar a requerir”.

Ahorrar para esta etapa sirve, por lo que, en definitiva, tener un plan de pensiones te ayuda para asegurarse una buena calidad de vida cuando desees jubilarte.

3 – Puedes sentirte tranquilo porque tu dinero está resguardado

Miguel Ángel Larruga Rodríguez, quien es el director de negocio de Unicorp Vida (Grupo Unicaja Banco), menciona que los planes de pensiones se encuentran supervisados por la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones y, entre los organismos que los registran, la comisión de control, la entidad depositaria y la entidad gestora.

Durante cada año deben pasar la auditoría de sus cuentas por año y cada 3 años un dictamen financiero actuarial. Así pues, “el patrimonio está fuera del balance de la entidad, con lo que, en caso de quiebra del banco, el plan de pensiones no se ve perjudicado”.

Es decir, el dinero es totalmente propiedad de los ahorradores y no de la sociedad gestora ni a la entidad que se deposita o comercializa. Así, si le llegara a pasar algo al banco con la que se suscribió su plan de pensiones, la sociedad gestora sencillamente tendría que cambiar la entidad depositaria por otra.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 3,00 de 5)
3 5 5
Loading ... Loading ...