¿Qué es una novación?

Los bancos en muchos casos conceden productos a quienes ya tienen contratos con ellos que pueden aumentar la liquidez de las familias, como por ejemplo la novación

novacion

Muchas veces en nuestro blog hablamos precisamente de las opciones que nos ofrece el mundo financiero de cara a ahorrar dinero. Sin embargo, el complejo mundo bancario y el escaso conocimiento del ciudadano medio de él hace que no sea nada sencilla la posibilidad de beneficiarse de ellas. Así que hoy vamos a hablar de uno de esos conceptos que de seguro a más de una familia le ayudan a salir de los números rojos, o al menos a llevarlos de una fórmula más holgada. Hoy te contamos qué es una novación y las posibilidades que ofrece para las economías domésticas.

¿Qué es una novación?

En realidad el término es bastante complejo, pero una vez te explique de qué va, seguro que más de uno de nuestros lectores lo ha hecho, o conoce a alguien que lo haya llevado a cabo. Una novación es en realidad un concepto que hace referencia directa a la definición de sustituir con una obligación otra otorgada anteriormente, la cual queda anulada en este acto, tomando la acepción de la RAE. En el mundo bancario, es precisamente modificar un contrato ya firmado y sus condiciones por otras, entre el cliente y la entidad, quedando las anteriores eliminadas.

Así, por lo general, al menos en estos tiempos de crisis, los clientes que acuden a una novación lo hacen para por ejemplo modificar los años de duración de la hipoteca, solicitar un dinero extra colocando la casa como valía y mantener la misma cuota añadiendo más años al préstamo, o bien para conseguir hacer una renovación de la vivienda con la misma fórmula. Y aunque no es gratis, en muchas ocasiones conviene para obtener fácilmente liquidez, o más bien para hacer que el mes a mes sea más llevadero.

Lo cierto es que una novación tiene gastos asociados, casi tantos como una hipoteca, pero como una nueva hipoteca, todos ellos son negociables con las entidades. Precisamente por ello vale la pena que estés atento a todas estas cuestiones, y que en caso de que vayas a solicitar una novación porque las cuentas con tus deudas no te dan, negocies al máximo para que el coste extra a pagar salga rentable. En cuanto a la facilidad de obtener este servicio bancario, cabe destacar que en el momento actual no es fácil, pero es más sencillo que un nuevo préstamo.

Imagen: rubenvike

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...