Las expectativas de los universitarios no coinciden con la realidad del mercado laboral

Los jóvenes estudiantes tiene aspiraciones salariales que no coinciden con la oferta del mercado.

Las  expectativas salariales de los jóvenes no coinciden con el mercado laboral

No hay tema en el que las estadísticas no aburran. Los números complican la compresión de la realidad, pero son los que nos aportan una base sólida para analizarla. En este caso, nos reúne la situación laboral actual para los jóvenes universitarios.

El mercado laboral y sus expectativas se ubican en polos opuestos. Lo que desean para su futuro y lo que el país les ofrece dista, no concuerda. En la actualidad, las pretensiones económicas de un universitario sobrestiman lo que ofrece el mercado laboral.

Durante la Feria de Estudios de Postgrado de 2018 surgió una investigación entre unos 5 mil universitarios la cual reflejó que el 67% de esa población optaría por un primer empleo solo en caso de percibir 20.000 euros anuales, mientras que el 25% lo haría si la recompensa en el año es de 15.000 euros.

Sin embargo, los datos reflejan una realidad muy distinta. En España una persona de 29 años alcanza por lo máximo los 12.000 euros anuales y los jóvenes con máster no se aproximan ni a los 1.600 euros al mes. Es evidente que, si sumamos, las cuentas no dan.

Imposible emanciparse

1.000 euros al mes es lo que gana un trabajador con máster universitario, mientras que solo un 40% consigue ingresos que superan los 1.500 euros, según cifras del ‘Barómetro de empleabilidad y empleo de los universitarios’.

Con estos datos se les dificulta a los jóvenes españoles conseguir sus propios bienes. 43% es la tasa de paro juvenil, un síntoma de la precarización de empleos para los universitarios y de los malos pagos y contratos temporales que sufre este sector.

Este panorama es igual o peor para las mujeres jóvenes. Caracterizadas por su alta su sobrecualificación para enfrentar cualquier empleo, el 47,6% se dedica a actividades que no responden a su nivel formativo y que les aporta tan solo unos 10.808 euros netos al año.

Trabajar después de estudiar

Con la crisis económica del país y el presente desalentador que enfrentan los jóvenes estudiantes, muchos de ellos deben compaginar el empleo con los estudios. En una encuesta realizada en el misma Feria de Estudios de Postgrado se dedujo que:

  • 83% de los estudiantes han decido trabajar y estudiar de forma paralela.
  • 34% de ese grupo ha logrado dedicarse a actividades que abarcan su área de estudio.

Después de esto, es ideal que reconsideres tus expectativas. No se trata de ser conformista sino de actuar de acuerdo a la realidad. Quizás te conviene unirte al 87% de los estudiantes que aspira trabajar fuera de España, al 46% que buscaría oportunidades en una multinacional o al 17% que se dedicaría a prestar sus servicios a una Pyme.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...