Guía para prepararse ante una posible crisis

Es importante estar preparado ante una probable crisis financiera. Aquí te presentamos algunos tips interesantes.

¿Cómo prepararse ante una posible crisis?

La crisis es una situación inesperada, caracterizada por ser potencialmente dañina y negativa. No logramos determinar en qué momento se vaya a presentar una crisis, es por eso que debemos estar preparados para cualquier circunstancia.  

Muchas veces estas crisis producen una recesión económica. Se entiende por esto la disminución de la actividad económica de un país presentada durante un lapso de tiempo continuo.

La recesión económica es una de las etapas del ciclo económico, en ella se disminuye la inversión y el consumo, la producción de servicios y bienes que promueve un país, y genera un crecimiento del desempleo.

Existen mecanismos muy efectivos que nos ayudan a prepararnos para esta recesión económica, por eso es muy importante tomarlos en cuenta.

Prepara tus inversiones y ahorros

Es importante realizar un fondo monetario únicamente para emergencias, sirviendo como un colchón para nuestra economía personal.

Este debe contener al menos un monto que cubra los gastos de seis meses en caso que se presente cualquier imprevisto.

Considera variar las inversiones, con esto nos referimos a evitar invertir todo el dinero en algo específico y ampliar las visiones de inversión. En caso de crisis, y que esta afecte específicamente a uno de sus negocios, tendrás un respaldo.

Debes considerar disminuir gastos fijos, quédate con aquellos que sean imprescindibles y reduce los que realmente no sean necesarios. Esto trae ventajas cuando los ingresos disminuyen y mantienes el nivel de vida que llevas.

Paga tus deudas

Lo ideal es cancelar todas las deudas que tengamos, teniendo como prioridad aquellas producidas por las tarjetas de crédito. Esto, por las altas tasas de interés de ellas.  

Si concurridamente optas por líneas de crédito, infórmate sobre medidas alternativas, estas generalmente se ven disminuidas en tiempos de crisis.

En segundo lugar, gestiona los préstamos, se debe a que estos también tienen tasas de interés muy elevados.

Acondiciona tu empleo

Normalmente, la principal fuente de ingresos se debe a nuestro empleo, es por ellos que debemos cuidarlo. Sin embargo, siempre debemos estar preparados ante una posible recesión de él.

Si el sitio en que trabajas es vulnerable a la crisis, considera un cambio a otra empresa en donde esta no la afecte tanto, esto evitará que te quedes sin trabajo en caso que la industria en la que laboras, cierre por la situación.

Recomendamos que, además de ejercer tu profesión, no está demás conocer de un oficio, esto como un ingreso adicional al de nuestro trabajo. Así, en caso de que te quedes sin él, tendrás como defenderte.

Otra opción es contar con un trabajo adicional, aunque es muy difícil tener dos empleos. Esta es una forma de asegurar el ingreso mensual, aunque hayas sido despedido de uno de ellos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...