¿Es posible vivir sin dinero?

Aunque vivamos en una sociedad capitalista y siempre haga falta algo de dinero, sí que se pueden reducir algunos gastos y vivir con lo mínimo. Por ejemplo, puedes apostar por viviendas autosuficientes y apostar por el ocio gratuito

vivir sin dinero

El dinero suele ser uno de los elementos más importantes para poder vivir. Lo necesitamos para comprar comida, para pagar la casa y todas las facturas. Generalmente, vas a necesitar dinero aunque no gastes casi nada, ya que vivimos en una sociedad capitalista.

Eso sí, algunas personas detestan este sistema y se preguntan si realmente es posible vivir sin dinero. Vamos a conocer algunos casos donde se intentó y casi se consigue.

Personas que trataron de vivir sin dinero

El caso más famoso de vida frugal es el de Heidemaria Schewermer, una mujer alemana que trató de vivir sin dinero. A través del documental Living without money, consiguió vivir con muy poco dinero, cambiando su modo de vida y centrándose en el ocio de las cosas pequeñas.

Otro caso conocido fue el de Michelle McGagh, una periodista inglesa que no llegaba fin de mes. Aunqeu no logró vivir sin dinero, redujo todos los gastos innecesarios, gastando solamente en el dinero de limpieza, comida, facturas y vivienda. Eliminó completamente el gasto de ocio y empezó a desplazarse en bicicleta o caminando. Todo ello lo sustituyó con gastos gratuitos o financiados con dinero público, sin costes para ellos, además de las actividades de ocio gratuitas de siempre como los paseos.

El resultado fue sorprendente, ya que logró guardar unos 25.000 euros en todo un año. Todo esto lo cuenta más a fondo en el libro The No Spend Year: How I spent less and lived More, traducido como El año sin gastos: cómo gasté menos y viví más.

Lo cierto es que estas personas no lograron el objetivo de vivir sin dinero, ya que siempre necesitas algo para vivir. Aunque tengas una vivienda autosuficiente, con placas solares, huertos y agua potable, tendrás que tener algo de dinero. Siempre hay gastos que no se pueden quitar del todo, como por ejemplo los impuestos o algunos gastos puntuales como reparaciones o servicios básicos.

Eso sí, aunque no se pueda vivir sin dinero, sí que se puede vivir con muy poco. El truco es gastar solamente dinero en lo básico, con un control de los ingresos y gastos y teniendo una vida muy frugal.

Aunque los casos que hemos visto sean extremos y muy poca gente quiera vivir así, sí que puedes aplicar algunas enseñanzas, como por ejemplo evitar los gastos hormiga, usar menos el coche y más la bicicleta y centrándote en el ocio gratuito como los paseos, entre otras cosas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 3,00 de 5)
3 5 2
Loading ... Loading ...