Contratos por horas ¿cómo funcionan?

Con el lio del desempleo que vivimos en España aparecen tipos de contratos temporales y por horas que permiten una mayor flexibilidad al empresario y que se convierten en la única fuente de ingresos para los trabajadores

trabajo

Esta mañana hemos estado hablando de los minijobs y de los problemas que podían suponer de cara a los cambios en la relación con las entidades financieras y sobre todo en cuanto al cambio de servicios y productos que nos han ofrecido con nómina y los que ofrecerán en el caso de este tipo de miniempleos. En realidad, aunque el término minijobs como tal no es exactamente lo mismo que los contratos por horas, estos últimos se han incrementado en los últimos meses en España, y por eso hoy procuramos entender cómo funciona esta figura y la evolución de este tipo de contratación laboral en España.

Para empezar, cabe señalar que por la crisis, la contratación por horas solo ha ido en aumento. Es decir, que son muchos los empresarios, sobre todo del mundo del sector hostelería y servicios, que no se atreven a contratar a alguien para largos períodos, pero que si tienen necesidad de un trabajador durante los fines de semana o determinados festivos, y que por lo tanto recurren a este contrato que en principio les sale más barato porque se paga menos que durante todo el mes, aunque de económico tiene más bien poco.

Contratos por horas ¿cómo funcionan?

Los contratos por horas son aquellos que se hacen por trabajos que o bien tienen una duración menor al de las horas establecidas de trabajo por jornada completa, o que tienen una duración continua en el tiempo por menos de una mensualidad. Es decir, puede entenderse como contrato por horas el de un hotelero que necesita una persona para cubrir turnos solamente durante el fin de semana, o el de una empresa que contrata a alguien por jornada completa durante solo una semana para por ejemplo ordenar el almacén para traer nueva mercancía.

Cualquier relación laboral debe ser por escrito y en el contrato por horas ha de establecerse la duración del contrato, puede ser temporal o indefinida, así como la distribución de las horas trabajadas a lo largo de la semana o del mes. Los contratos por horas también pueden tener horas extras, y en todos los efectos son un contrato más, tanto para la empresa como para el trabajador. En cuanto a las cotizaciones, aunque son las mismas que en un contrato a media jornada o a jornada completa, en realidad si no superan los siete días de contratación, la cotización a la SS aumenta en un 36%, con lo que sale más caro para el empresario.

El contrato por horas en la actualidad

Aunque en el pasado los contratos por horas eran un complemento al trabajo habitual, actualmente hay cada vez más españoles que tienen este tipo de contratos como fuente de ingresos, con lo que es necesario atender a su forma, a su modo y quizás aplicar reformas que ayuden a fomentarlo o a hacer que se conviertan en contratos de mayor duración o más seguros con subvenciones y ayudas, que actualmente son prácticamente nulas

Vía: Consumer

Imagen: photologue_np

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 1,00 de 5)
1 5 1
Loading ... Loading ...