Consejos a tener en cuenta para hacer un currículum en inglés

Aunque lo fundamental sea que el contenido esté bien redactado, lo cierto es que las diferencias culturales exigen que adaptemos otras cosas al redactar un currículum en inglés.

curriculum

Probablemente si eres uno de los muchos jóvenes que actualmente están en el paro, o si estás ganando menos de aquellos otrora considerados precarios mil euros, tendrás complicado tu futuro. Precisamente ese colectivo es el que más opciones busca fuera de nuestras fronteras, y aunque internet nos ha acercado todo de verdad, lo cierto es que hay cosas con las que no se nace aprendido. Y como ya hemos hecho otras veces en nuestro blog A Fin de Mes te vamos a dar algunos consejos para enfrentarte a ese reto. Recuerdo que el último artículo sobre el tema fue el de aprender a enfrentarte a una entrevista laboral. Hoy te hablamos de hacer un currículum en inglés.

Lo cierto es que podría parecer que hacer un currículum en inglés es tan simple como traducir todo lo que tenemos en el currículum español al idioma anglosajón. Sin embargo, esto es un error bastante común que no está demasiado bien visto en el ámbito laboral. De hecho, un currículum en inglés y uno en español tienen bastantes diferencias, de esas que podríamos llamar culturales a las cuales hacer frente para evitar que el posible empleador se sorprenda con algunos de los datos que incluimos.

Foto: un currículum en inglés jamás lleva foto. Es probable que en español la tengas siempre. Pero traducirlo y dejarla dónde estaba no es una muy buena idea. Un inglés podría mal-interpretarlo y descartarte solo por este detalle. Sobre todo con tantos candidatos por un mismo puesto de trabajo.

Datos personales: un currículum en inglés tiene los detalles personales básicos. Así que sobre ti, basta que te centres en lo profesional, en las aptitudes y actitudes y que procures añadir si las tienes, experiencias creativas o con organizaciones no gubernamentales y de voluntariado. Respecto a datos personales, un correo y un teléfono son más que suficientes.

Resumen: a los ingleses les sobran datos. Así que si ya tienes tu currículum traducido, vuelve a revisarlo. Elimina todo aquello que no sea relevante y sobre todo deshazte de cosas que no aportan valor al puesto de trabajo al que optas.

Carta de presentación: aunque en español es algo opcional, en el caso de los puestos de trabajo en el mundo anglosajón, y también en buena parte de Europa es fundamental. Sin ella, no prestaran atención a tu currículum, con lo que el esfuerzo habrá sido realmente en balde.

Imagen: the Italian voice

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...