Así son las bonificaciones si contratas a un familiar como autónomo

Los trabajadores autónomos pueden prestarles servicios a sus familiares siempre que se cumplan los requisitos de la Ley. Conócelos.

Conoce cómo funcionan las bonificaciones al contratar a un familiar como autónomo

Se puede definir como un trabajador autónomo a las personas que realizan una actividad económica “a título lucrativo”, de manera habitual, directa y personal. Este tipo de trabajadores no tienen las ataduras comunes de un contrato, pero sí están sujetos a uno.

El trabajador autónomo puede prestar sus servicios, sin ningún impedimento, a cualquiera de sus familiares, siempre y cuando se realice bajo los dictámenes que establece la ley.

Es importante destacar que con las contrataciones a un familiar como trabajador autónomo este recibiría los beneficios pertinentes a las que tiene derecho cualquier persona.

Es por ello que es necesario conocer a profundidad cuáles son las bonificaciones que se obtendrá si contrata a un familiar como autónomo.

Contratación de un familiar

Para contratar a un familiar como un trabajador autónomo se tiene que tener en cuenta los siguientes requisitos:

  • Es necesario que sea cónyuge de la persona o pariente del trabajador, y determinar el tipo de contratación. Si será indefinida o a tiempo completo o parcial.
  • Se puede contratar hijos del empleador menores de 30 años que convivan en el mismo hogar, aunque en este caso no cotizarán por desempleo ni por Fogasa.
  • Es necesario que el trabajador autónomo no cuente con despidos ni anulaciones de contratos anteriores, por faltas indisciplinarías o por cualquier otra razón de peso.
  • Las bonificaciones se empezarán a percibir después de los seis meses de haberse formalizado el contrato con el familiar, cumpliendo con los requisitos exigidos en un principio.

Si todo lo anterior se cumple, el empresario puede generar empleo entre su entorno familiar y favorecer de una bonificación del 100% en el pago de la cuota por contingencias comunes.

Autónomo Colaborador

Existe otra modalidad para contratar a un familiar que se denomina como un “autónomo colaborador”, la cual también tiene su bonificación establecida para el trabajador.

El “autónomo colaborador” es un autónomo familiar de otro independiente, para quien trabaja y con quien vive, con la diferencia de que este no se establecerá como un contrato a tiempo indefinido.

Los requisitos para ser un autónomo colaborador son:

  • Tener una edad mayor de 16 años.
  • Residir y trabajar en el mismo lugar que habita.
  • No debe ser asalariado ni dependiente de otro trabajo.

Si el familiar reúne las anteriores exigencias, puede darse de alta en la Seguridad Social demostrando la siguiente información:

  • DNI o NIE.
  • Libro de familia.
  • Copia del alta del autónomo a quien se le va a trabajar.
Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...