Así piensas así gastas

Aunque parezca una tontería, la forma en que gastamos es en cierta manera un reflejo de nuestra forma de pensar.

dinero

A la hora de saber administrar el dinero tenemos que tener en cuenta cómo se comporta la mente. Por lo tanto no debemos subestimar a la mente, porque nos puede boicotear nuestras buenas intenciones. Por ello es muy importante tomar conciencia del valor que le otorgamos al dinero y a qué damos prioridad. A veces no nos importa gastar en caprichos u objetos que acabamos arrinconando y en cambio nos irrita invertir parte de nuestro sueldo en otros conceptos más sólidos como puede ser un plan de ahorro.

Para que esto no nos suceda hay que analizar cuál es tu relación con el dinero y para qué lo usas. Puede ser para conseguir más seguridad, como vehículo de satisfacción, para compensar otras carencias o simplemente porque hay que sobrevivir-. Estos planteamientos te ayudarán a replantearte la forma en que los repartes y a actuar con mayor coherencia, y tener un control sobre la economía.

Claro que siempre hay que contar que podemos encontrarnos con complicaciones. Pero lo importante es replantearte que quieres llegar a fin de mes, aunque no basta con tomar solo la decisión, hay que ser consciente y buscar la complicidad de tu entorno más inmediato. Te resultará muy difícil ejercer un buen control si, por ejemplo a parte de controlar a tu mente para que no te boicotee tu economía, tienes que controlar a las personas externas como tus hijos, amigos y resto de personas que quizás no comprenden tu situación y el propósito de no gastar en cosas innecesarias.

Imagen | natalialobato

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...