5 claves que hacen de un emprendedor un verdadero triunfador

Ya sabemos que lo de emprender está de moda, aunque en España no se den las condiciones fiscales como para que surja de verdad el autoempleo. Pero hoy ponemos el punto positivo descubriendo algunas claves de los buenos emprendedores

emprendedor

Probablemente el hecho de que las cosas no sean tan fáciles como algunos se empeñan en mostrar de cara al fenómeno del emprendimiento ha hecho que no sean tantos los que se animen. Y aunque por todos lados escuchamos que en España hay talento, que aquí tenemos grandes profesionales y que esta crisis nos hará mucho más creativos creando grandes ideas que se convertirán en importantes negocios, en este caso queremos hablar de algunas de las claves a tener en cuenta para que un emprendedor se convierta en un verdadero triunfador.

Con ello no digo que el que no tenga todos estos por llamarlos de algún modo requisitos, no vaya a triunfar, ni que quien los tenga tenga nada garantizado, pero sin embargo, suelen ser buenos indicativos de cómo está la situación e indican que al menos la base para que las cosas vayan bien ya la tenemos. Otra cosa serán las circunstancias externas o los cambios que puedan surgir en la ruta.

5 claves que hacen de un emprendedor un verdadero triunfador

Confianza es la clave: confiar en uno mismo y en el proyecto son las bases para comenzar la actividad. Al fin y al cabo, si no se logra precisamente estar seguro de lo que se quiere ¿cómo se va a convencer a otros de que eso es así? Un emprendedor confiado y seguro tiene un buen camino ya andado.

  1. Apoyo familiar y profesional: contar con el apoyo de la familia más cercana, así como con recomendaciones de profesionales del sector es clave para poder sacar el negocio adelante, sobre todo en los primeros meses en los que todo es nuevo.
  2. Reciclaje e innovación: para emprender no solo hace falta de tener una buena idea y ponerla en marcha. Es necesario también tener en cuenta que en realidad son muchas las cosas que no cuadran a la hora de seguir hacia adelante, que se van quedando obsoletas. Y ser veloz en aplicarla y reciclarte a ti mismo es fundamental para mantenerse en pie.
  3. Objetivos: un emprendedor tiene que tener claro que trabaja por objetivos y evoluciona a partir de ellos. Ponerlos demasiado bajos es evitar sacar todo el potencial, pero ponerlos inalcanzables tampoco es positivo. El emprendedor que tiene objetivos a corto, medio y largo plazo es el que va por el mejor camino empresarial.
  4. Constancia: lo de ser el propio jefe a veces hace que nos vayamos a la bartola olvidando horarios. Así que la constancia es la máxima virtud para cualquiera que pretenda autoemplearse.

Imagen:  edans

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...