En 2015 tus aplicaciones y libros pagarán el IVA español

La norma obligará a las empresas a cobrar el IVA del país del comprador, y aunque eso beneficiaría a las Haciendas de cada país, la complicación será tremenda para las compañías.

ebooks

Probablemente hayas ya leído la noticia en algunos diarios económicos. Sin embargo, lo cierto es que como viene siendo habitual, el enfoque no es del todo correcto, sobre todo porque no se le explica al usuario las consecuencias que tendrá en su caso. Hoy en A Fin de Mes queremos poner un poco de orden en el asunto, y te queremos contar qué ocurrirá con la nueva normativa europea que afecta a productos y servicios digitales y que entrará en vigor en 2015, bajo la cual el IVA a aplicar es el del país de origen del usuario y no del de la compañía.

A día de hoy

Hasta hoy, cuando un ciudadano español compraba en Amazon Reino Unido por ejemplo, la empresa le aplicaba el IVA de dicho país, pudiendo suponer una rebaja importante en el precio. El caso más llamativo al respecto es el de Luxemburgo para los formatos libros digitales que tienen un IVA reducido del 3% y que además no tienen añadidos ni impuestos ni normas que impidan bajar de un precio, como ocurre en España. Así, los ebooks de Amazon bajo este sistema, eran mucho más económicos que la compra en España en una editorial de nuestro país que los vendiese en digital.

Lo que cambia

La nueva norma, que si nada cambia entrará en vigor en 2015, hace que esto cambie por completo. La empresa debe facturar el IVA correspondiente al país de origen del ciudadano, con lo que se encontrará con 28 fiscalidades a las que atender en la Unión Europea. Aparte del caos que pueda resultar para las empresas, el problema para el ciudadano parece palpable. Las compras de ebooks, apps y todo tipo de productos y servicios con la nueva norma saldrán más caras. Hasta ahora, casi todas las empresas que se dedicaban a este sector a lo grande, habrían utilizado países con fiscalidad reducida para poder ofrecer precios competitivos y al mismo tiempo ahorrar en impuestos. Ahora, adiós a ambas cosas.

Para recuperar ese IVA que se depositará aparte, previa solicitud de la empresa que se dedique a estos menesteres en varios países de la UE, el país al que le corresponde deberá hacer una solicitud. En el caso de autónomos que se lo quieran desgravar, así como de empresas y pymes en España, se mantendrán los actuales sistemas vigentes de NIF IVA que ya se usan para las operaciones intracomunitarias y que también requieren de una contabilidad aparte.

Imagen: goXunuReviews

Vía: Cinco Días

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...